Etiquetas

martes, 3 de enero de 2017

"Tokyo Ghost" - Tomo 1

Sin duda uno de los cómics del 2017. Por fin se ha publicado el primer tomo de "Tokyo Ghost" guionizado por el gran Rick Remender y dibujado por Sean Murphy. Vaya tándem, ¿no os parece? A Remender lo estoy disfrutando una barbaridad con sus rapidísimos guiones de "Clase Letal" y el dibujo desgarbado pero tan personal de Murphy, sigue siendo uno de los más fascinantes y rompedores del momento. Su alianza en esta historia futurista casi postapocalíptica y dominada por el imperio de la droga virtual que domina toda la civilización, resulta tan notable como fascinante.
La trama nos sitúa en Los Ángeles, en el año 2089. La tecnología ha hecho que las personas no tengan apenas voluntad propia. La finalidad de cada uno de sus habitantes consiste en no tener problemas, desinhibirse en la droga virtual y tecnológica que domina la ciudad. El delito campa bajo el control de quienes manejan a su antojo la droga, que de manera tóxica y deshumanizadora, pervierte la conciencia individual de las personas. Una especie de matones que ejerce sus funciones al antojo de estos capos dominadores de la ciudad, llamados alguaciles, forman parte de quienes controlan de alguna manera, una sociedad tan irreal como despersonalizada. Los protagonistas, Led Mella y Debbie Declive, forman pareja en su trabajo de alguacil. Deudores de su servicio con quien controla la droga virtual, ejercen su función entre la racionalidad y esperanza de Debbie y el descontrol y enganche de Led frente a su experiencia con las drogas. Un pasado une a estos personajes... y su futuro les abrirá la esperanza de un nuevo mundo y una novedosa visión de lo que podría ser su nueva vida en otro lugar, lejos de las drogas, la tecnología y el control mafioso de sus jefes.
A nivel de guión, Remender es sin duda, uno de los más refrescantes y novedosos guionistas del momento. En su lectura podemos encontrar mensajes que hablan sobre la libertad individual y de pensamiento de los personajes, el peligro de las drogas y su dependencia, el poder mafioso y corrupto de las personas que dominan el gobierno de la ciudad, el ecologismo y el respeto por el entorno natural, así como el pensamiento libre y honorable de los samuráis. Remender consigue insertar en el vertiginoso dibujo de Murphy frases, con gran consistencia y compromiso. Y es aquí donde el potente y espectacular dibujo de Murphy aporta  grandes escenas de acción, espectaculares viñetas de peleas y sobre todo un mundo tan imaginativo como apabullante, tanto en la conciencia de la gran urbe de contaminación y deshumanización en que se ha convertido Los Ángeles, como en la paz y sosiego de gran bosque verde y natural de Tokyo. Murphy apuesta por un dibujo lleno de detalles, escenas casi pictóricas y viñetas con encuadres, estructuras y combinaciones espectaculares. No se puede obviar el colorido aportado por Hollingsworth, en tonos apagados, pero que combinan a la perfección con el dibujo de Murphy sin restarle el mínimo de protagonismo.  
Solo queda esperar el segundo tomo para seguir disfrutando de un gran cómic y de sus autores.


No hay comentarios:

Publicar un comentario