Etiquetas

jueves, 1 de septiembre de 2016

"Batman Begins"

Difícil tarea la que enfrentó al director Christopher Nolan, con la tarea de recuperar para el cine a un Batman, vapuleado, despreciado y maltratado por Joel Schumacher en las dos adaptaciones cinematográficas de 1995 y 1997 interpretadas por Val Kilmer y George Clooney. Las versiones realizadas a finales de los ochenta y principios de los noventa por Tim Burton,  en su estilo, dejaron una profunda huella en los aficionados del murciélago enmascarado, independientemente del acierto o desacierto del director al seleccionar como Batman a un muy justito Michael Keaton. La apuesta de Nolan era compleja y sin embargo acertó, creando una trilogía difícilmente de superar, de la que Batman Begins fue la primera entrega.
En esta entrega, Nolan presenta a Bruce Wayne, nos cuenta sus orígenes, sus miedos y su búsqueda de su propia identidad. Mientras conoce en un monasterio tibetano a Ra´s Al Ghul, del que aprende a controlar su dolor y miedo, así como a pelear como un ninja, los consejeros de las empresas de su padre, pretenden hacerse con el poder de su holding. En un momento dado, tras ver el fin asesino y mortal de su maestro, decide volver a Gotham y crear la figura de Batman, para luchar contra la injusticia, la delincuencia y la mafia dominada por la familia Falcone. A su vuelta, sus únicos aliados son Alfred, el inseparable mayordomo de la familia, su amiga de la infancia y ayudante del Fiscal, Rachel Dawes, un viejo amigo de su padre y director del departamento de Ciencias Aplicadas, Lucius Fox y el detective Gordon, auténtico policía creyente de la justicia y enemigo de la corrupción. En su camino, y entre engaños y disimulos para evitar dar a conocer su verdadera identidad, diferentes enemigos se enfrentarán con él, en la lucha por dominar la ciudad. Los Falcone, el Dr. Johnathan Crane, alias Espantapájaros o el mismo Ra´s Al Ghul, apostarán por intentar destruir la ciudad, y con ella a todos sus ciudadanos. Solo Batman, luchará contra este fin.
¿Pero, cuáles fueron los aciertos de Nolan a la hora de trasladar a Batman a la gran pantalla? Lo primero de todo, tomarse en serio al personaje. El mensaje que traslada a la pantalla, en la lucha del héroe contra sus propios miedos, junto a la aparición del Dr. Crane, con su gas veneno que reproduce los miedos de quien los respira, marca el fondo humano de la película. Si a esto se añade, un tono más oscuro y dramático de la realidad que rodea a Gotham, con su delincuencia, mafia y corrupción, se alcanza a vislumbrar un personaje más rotundo y maduro. Paralelamente, una ambientación y dirección artística muy acertada, una banda sonora potente, creada por James Newton Howard y Hans Zimmer, además de unos efectos logrados y una dirección de fotografía excelsa, logran reunir importantes factores de calidad, a lo que se suma una selección del casting de primera calidad. Christian Bale acapara la figura de Batman, logrando al final de la trilogía, representar la imagen definitiva del super héroe del siglo XXI, por lo menos hasta que se demuestre lo contrario. Le acompañan los muy solventes y veteranos Michael Caine, Morgan Freeman, Tom Wilkinson y Gary Oldman, además de Liam Neeson, Ken Katanabe y unos jóvenes y entonces prometedores, Katie Holmes y Cillian Murphy. 
En conjunto, Nolan logra recuperar un Batman creíble, serio, en algunos momentos dramático. Logrará llegar al cénit con su segunda entrega de la trilogía, "El Caballero Oscuro", que sin duda no hubiera llegado a ser lo que es, sin ésta primera película, en la que presenta a Gotham, como escenario de la lucha contra el miedo de un poderoso y humano, nuevo Batman.


No hay comentarios:

Publicar un comentario